Independencia TecnolA?gica.

La independencia tecnolA?gica es crear y modificar software y hardware para lograr resultados significativos. El saber y conocer los alcances de aquello que utilizas.A�Los fundamentos para ser un hacedor de tecnologA�a son el ingenio, conocimiento bA?sico sobre lo que se va desarrollar y haber encontrado necesidades reales que resolver.

Hemos viajado a travA�s de este camino tecnolA?gico por 15 mil aA�os, es un poco tarde para regresar y tratar de cambiar a otra direcciA?n.

Nuestras mentes, nuestras manos fueron hechas para la manipulaciA?n de la materia y la creaciA?n de tecnologA�a. El futuro es maravillosamente emocionante y brillante.

Terence McKeena

Existen variados ejemplos de personas y grupos que actualmente gestionan proyectos que tienen como propA?sito lograr la independencia tecnolA?gica.

Peter Bloom. A�RHIZOMATICA.

Desde 2011 Peter ha estado coordinando Rhizomatica, una organizaciA?n que promueva las nuevas tecnologA�as de la comunicaciA?n y que dirigiA? la instalaciA?n de la primera red celular de propiedad y gestiA?n comunitaria en la comunidad zapoteca de Talea de Castro, Oaxaca.

TelefonA�a celular autA?noma y A?nica en el mundo. Democratizando el acceso a la tecnologA�a.

CIBERSOCIEDADA�(1)

En los A?ltimos aA�os, la humanidad ha sufrido una metamorfosis tecno cultural a gran escala, comparable con la revoluciA?n industrial del siglo XX. Una de las transformaciones profundas que han experimentado las sociedades contemporA?neas estA? vinculada al auge de las TecnologA�as de la InformaciA?n y ComunicaciA?n a��TIC. A�stas no sA?lo han trastocado las actividades humanas, desde la manera de vivir hasta la manera de consumir, sino que han situado las bases de desarrollo social y cultural en el conocimiento: a�?una revoluciA?n tecnolA?gica, centrada en torno a las tecnologA�as de la informaciA?n, estA? modificando a un ritmo acelerado la base material de la sociedada�? (Calvo, 1998, p.76).

En efecto, el uso de internet y la presencia de la World Wide Web (www) gestaron una sociedad caracterizada por un incalculable acceso al conocimiento, conocida como Sociedad de la InformaciA?n, Sociedad del conocimiento, Sociedad Red, entre otros nombres.

El surgimiento de las nuevas formas de comunicaciA?n a travA�s de las TIC ha supuesto la transformaciA?n del entorno mediA?tico, colocando como nA?cleo fundamental de producciA?n de contenidos al usuario, quien ha tomado un rol activo en el proceso comunicativo, facilitado por la multiplicidad de herramientas comunicacionales-informA?ticas, para decidir quA� quiere consumir, cA?mo, dA?nde y por quA� medio. La creaciA?n de plataformas colaborativas en la web ha propiciado la construcciA?n de la llamada inteligencia colectiva, donde los usuarios se convierten en los principales generadores del conocimiento.

Mini Maker Faire. Oaxaca 2014.

Por otra parte, las posibilidades de documentaciA?n en la web cada dA�a son mA?s amplias y de carA?cter abierto y libre. Las universidades y sectores de producciA?n intelectual se han sumado a la revoluciA?n tecnolA?gica, y han aprovechado las cualidades de internet para publicar sus contenidos y a�?democratizara�? el conocimiento.

A propA?sito de la abundancia de documentaciA?n digital surge otra denominaciA?n: Sociedad documental, para describir la tendencia progresiva a la consulta, producciA?n, almacenamiento, recuperaciA?n y difusiA?n posibilitada por el salto de las tecnologA�as analA?gicas a las digitales, traducidas al lenguaje binario de ceros (0) y unos (1), cuya unidad mA�nima de expresiA?n, el bit, permite el almacenamiento ilimitado de informaciA?n en diversos soportes. Existe una tendencia evolutiva inminente de las plataformas web hacia un universo de documentos apoyado en sistemas de gestiA?n de informaciA?n cada dA�a mA?s especializados y capaces de gestionar enormes cantidades de informaciA?n. Se transita el camino hacia una nueva etapa de la web denominada Web SemA?ntica o Web 3.0, cuya promesa es mejorar Internet ampliando la interoperabilidad entre los sistemas informA?ticos y reducir la necesaria mediaciA?n entre operadores humanos.

Hemos creado un docuverso, un mar de documentos relacionados todos mediante enlaces hipertextuales y disponibles, concepto formulado por Theodor Nelson en la dA�cada de los 70.

Alvin Toffler pronosticA? en 1972 sobre las nuevas formas de educaciA?n y transmisiA?n del conocimiento en una era sumergida en la informA?tica en su libro El Shock del Futuro.

En vez de los cursos estA?ndar de las escuelas elementales y secundarias, donde todos los alumnos tienen que aprender las mismas materias bA?sicas, el movimiento futurista docente deberA�a intentar crear una mayor diversidad en el suministro de datos. HabrA�a que permitir a los niA�os una mayor libertad de elecciA?n que en la actualidad; deberA�a hacA�rseles probar una gran variedad de cursillos breves (tal vez de dos o tres semanas), antes de que se comprometiesen a estudios mA?s largos. Cada escuela deberA�a ofrecer grandes series de materias facultativas, fundadas todas ellas en la previsiA?n lA?gica de las necesidades del futuro. (Toffler, 1972. PA?g. 431).

En los sistemas tecnolA?gicos de maA�ana a��rA?pidos, fluidos y automA?ticamente regulados-, las mA?quinas cuidarA?n de la corriente de materiales fijos, y el hombre, de la corriente de informaciA?n y de opiniA?n. Las mA?quinas realizarA?n cada vez mA?s, las tareas rutinarias; los hombres las labores intelectuales y de creaciA?n. MA?quinas y hombres, en vez de hallarse concentrados en gigantescas fA?bricas y en ciudades fabriles, estarA?n desparramados por todo el mundo y se relacionarA?n mediante comunicaciones extraordinariamente sensibles y casi instantA?neas. El trabajo humano saldrA? de la fA?brica y de la atestada oficina para trasladarse a la comunidad y el hogar.

a��las organizaciones necesarias para controlar la tecnologA�a pasarA?n de la burocracia a la adhocracia, de la permanencia a la transitoriedad y de su preocupaciA?n por el presente a un enfoque del futuro.

En un mundo semejante los atributos mA?s valiosos de la era industrial se convierten en obstA?culos. La tecnologA�a de maA�ana requiere no de millones de hombres ligeramente instruidos, capaces de trabajar al unA�sono en tareas infinitamente repetidas; no hombres que acepten las A?rdenes sin pestaA�ear, conscientes de que el precio del pan depende mecA?nicamente de la autoridad, sino hombres capaces de juicio crA�tico, de abrirse camino en medios nuevos, de contraer rA?pidamente nuevas relaciones en una realidad sometida a veloces cambios. Requiere hombres que segA?n frase tajante de C.P Snow, a�?lleven el futuro en la mA�dula de los huesosa�?, (Ibid, PA?gs. 420-421)

Ulises I

Es un proyecto de arte y ciencia, desarrollado por el Colectivo Espacial Mexicano, que consiste en la construcciA?n y el lanzamiento al espacio de un satA�lite artificial.A�IniciA? en enero de 2011, bajo la direcciA?n de Juan JosA� DA�az Infante CasasA?s, estA? diseA�ado como una pieza de arte (una A?pera contemporA?nea) que se mantendrA? en A?rbita polar alrededor de la Tierra durante 4 meses y transmitirA? su seA�al por banda civil/amateur 433 MHz.

Ulises I, fue ensamblado en MA�xico con circuitos de origen estadounidense (TubeSat), y el armado estuvo a cargo del Centro Multimedia, del Centro Nacional de las Artes y el Instituto Nacional de AstrofA�sica, A�ptica y ElectrA?nica (INAOE). Se tiene previsto su lanzamiento a finales de 2014.A�Una vez en A?rbita el satA�lite emitirA? una seA�al con piezas musicales, que han sido creadas por 11 compositores y que «serA?n emitidas periA?dicamente por un enlace de radiofrecuencia a MA�xico y a todo el mundo».

El Colectivo Espacial Mexicano esta conformado por once artistas: ArcA?ngel Constantini, IvA?n Puig, Arturo MA?rquez, RamsA�s Luna, Marcela Armas, Gilberto Esparza, Omar Gasca, Cabezas de Cera, Ariel Guzik y Hugo SolA�s.

Gilberto Esparza http://www.plantasnomadas.com/

Marcela Armas http://marcelaarmas.blogspot.mx/

Arcangel Constantini http://www.arc-data.net/

BRECHA DIGITAL (2)

Es la manifiesta desigualdad entre los paA�ses severamente rezagados o con muchas limitaciones en los aspectos de lo a�?digitala�? y aquellos que han logrado desarrollar una infraestructura informA?tica y de telecomunicaciones, al mismo tiempo que han educado a sus sociedades en el uso de las TIC para acceder de forma rutinaria y provechosa a la informaciA?n, al comercio y al conocimiento (Pellegrino, 2003, pA?g. 5).

En el contexto de las TecnologA�as de la InformaciA?n y ComunicaciA?n se han manejado dos tA�rminos para diferenciar entre usuarios activos de internet y los que, pese a la evoluciA?n tecnolA?gica vertiginosa, siguen sin tener acceso a ella. Por un lado, los Info-ricos son las personas que poseen las herramientas y formaciA?n bA?sicas para acceder al universo de posibilidades que ofrece la web, entiA�ndase por herramientas los equipos informA?ticos conectados a internet necesarios para establecer las conexiones; y por formaciA?n, los conocimientos elementales para utilizar esas herramientas. Por otro lado, los Info-pobres, aquellas personas que representan una gran mayorA�a, y por razones de pobreza, analfabetismo o ubicaciA?n geogrA?fica, no tienen posibilidades de acceder a las herramientas bA?sicas o a la formaciA?n necesaria para hacer uso de ellas.

Andre DamiA?oA�

Es otro ejemplo del uso del codigo libre orientado a la creacion de piezas que utilizan el codigo en si mismo como herramienta visual.

SOFTWARE LIBRE

El software libre ayuda a reducir la brecha digital para paA�ses en vA�a de desarrollo porque permite acceder a las TIC sin el coste de licencias de software, y por otro lado, les permite ser tecnolA?gicamente competentes y poder formar sus propios especialistas al tener acceso al cA?digo fuente de los programas no siempre meros compradores de cajas retractiladas en otros paA�ses que nadie sabe cA?mo estA?n diseA�adas. En este sentido, el proyecto One Laptop Per Child (www.laptop.org) es una buena iniciativa.(3)

El software libre es propiedad de todos: cada persona en el mundo tiene derecho a usar el software, modificarlo y copiarlo de la misma manera que los autores de este mismo. Es un legado de la humanidad que no tiene propietario, de la misma manera que las leyes bA?sicas de la fA�sica o las matemA?ticas. No existe un monopolio y no es necesario pagar peaje por su uso.

Vamos de forma imparable hacia una sociedad altamente interconectada donde el eje fundamental es la informaciA?n.

El software es cada vez mA?s el gran intermediario entre la informaciA?n y la inteligencia humana. A�(HernA?ndez, 2005 PA?g. 5, A�http://www.infonomia.com/img/pdf/llibrejmas.pdf)

A�tica hacker

Alrededor de los centros de cA?lculo se fueron formando grupos de expertos que eran capaces de llevar a las mA?quinas hasta lA�mites insospechados y que eran, por encima de todo, A�entusiastas de la tecnologA�a. Estas personas se denominaron hackers, en el sentido que eran capaces de encontrar soluciones ingeniosas a problemas complejos.

…es fundamental garantizar el acceso a la informaciA?n y los recursos informA?ticos a todo el mundo.A�Este modelo, donde prima la comparticiA?n de informaciA?n y el trabajo cooperativo, es bastante similar al que tradicionalmente se ha usado en el mundo acadA�mico y cientA�fico.

Los hackers, aA?n hoy en dA�a, son los principales impulsores y desarrolladores de software libre y su A�tica se ha convertido en el cA?digo A�tico implA�cito sobre el cual se ha forjado el movimiento. (Ibid, PA?g 17-19).

Independencia TecnolA?gica. sintetizador

Metronomo 3

A�

Existe un fenA?meno de aceleraciA?n de la informaciA?n a travA�s del tiempo.A�La naturaleza es un tipo de sistema de comunicaciA?n, tenemos que trascender los lenguajes culturales desarrollados a travA�s de la historia con aplicaciones muy limitadas y enfrentarnos cara a cara con los sistemas de comunicaciA?n que la naturaleza nos ha proporcionado, algoritmos, logaritmos, cA?digo generativo, orgA?nico, paramA�trico, binario y comunicaciA?n basada en el cA?digo genA�tico.

Terence McKeena

(1) y (2) A�Tomado del artA�culo Cibersociedad: quimeras y realidades de Lorena GarcA�a Delgado. Universidad de Los Andes. DigitalizaciA?n y EcologA�a de Medios, Reflexiones sobre ComunicaciA?n, TecnologA�a y Sociedad Pags. 28 - 31. A�http://www.saber.ula.ve/bitstream/123456789/32575/1/digital_ecologia_medios.pdf
(3) Jordi Mas HernA?ndez autor del libro Software Libre (2005), en entrevista al ser cuestionado sobre la brecha digital.A�http://www.e-fagia.org/essays3Jordi.html